Cómo hacer un cubo de Mario Bros con hamas


Por Patricia

¿Quien dijo que con las hamas solo se podían hacer diseños planos? De eso nada, también se pueden hacer diseños en 3 dimensiones, bien superponiendo capas (como si montases una figura de Lego) o bien haciendo cada parte por separado y encajándolas.

En este caso el diseño que he elegido es el mítico cubo con interrogación del videojuego Mario, pero el abanico es amplísimo: ahí es donde cada uno puede dejarse llevar por su creatividad.

Materiales:

  • Hamas , perler, pissla (sí, también valen las cuentas de colores que venden en Ikea)
  • Placas para las hamas
  • Papel de horno
  • Plancha
  • Cutter
  • Pistola de cola caliente o pegamento para plástico

Paso a paso:

1. Diseño. Lo primero que tenemos que hacer es colocar sobre la placa de hamas las cuentas de plástico, siguiendo el patrón de la foto (o aquel que hayamos elegido). Tienes que tener 4 caras completamente iguales en tamaño: serán los lados del cubo. , otra cara será la base, que encajara por sistema de machihembrado con los cuatro lados que hemos hecho previamente y una tapa más, también cuadrada ya que este cubo tendrá de una tapa de quita y pon.

Un error de principiante es olvidar que, al planchar, cada tapa tendrá un lado bueno (bonito) y otro malo (por el que planchamos, que quedará feo). Si los objetos que aparecen en el dibujo original tienen una orientación determinada (como en este caso el signo de interrogación en modo de cierre), recordad que debéis colocar las hamas en negativo (como se vería si miramos el diseño original a través de un espejo). Así, después de planchar el diseño quedará como tiene que ser.

2. Planchado. Una vez hecho el diseño y colocadas las hamas sobre las placas, toca planchar. Siempre debemos hacerlo colocando el papel de horno sobre la placa, con cuidado, y la plancha a máxima potencia. Cuando veamos que las hamas ya están fundidas unas con otras, colocaremos peso sobre ellas para que al enfriar conserven la forma y no se comben.

hamas

2. Encajar las piezas. En la imagen, las dos placas de arriba a la derecha son las caras laterales del cubo; la de la derecha es la tapa de abajo del cubo, y la moneda para que haga de tirador. En la placa de la parte inferior de la foto se ve lo que sería la tapa de arriba del cubo y una repetición del diseño de la moneda para pegar sobre esa tapa y que así la moneda que hemos hecho de tirador encaje.

Una vez frías, retiramos el papel de horno y procedemos a encajar las paredes laterales y luego la tapa de abajo. Si no encaja bien (porque quizás nos hemos pasado con la plancha), con el cutter y con cuidado retiramos el exceso de plástico de las hamas de los encajes.

Al usar el sistema de machiembrado para el encaje os recomiendo que, por lo menos, haya dos hamas juntas entre cada espacio. Así tendrán más  consistencia y evitaréis que se rompan.

3. Últimos detalles. Pegaremos el diseño de la moneda sobre la tapa de cierre y encajaremos la moneda en el hueco, pegándola para que no se mueva.

Si queremos dar algo más de consistencia, pondremos pegamento en las juntas de la caja para que no se muevan siempre por dentro. ¡Y voilá!

cubo hama

¿Te parece fácil? ¿A qué esperas para probarlo?

Dejar un Comentario